miércoles, 1 de abril de 2009

Watchmen, el pánico nuclear y la amenaza alienígena como solución

J.M. Beroy en los comentarios:
"Lo más divertido del caso es que la situación que Lee y Ditko retratan ya ha sucedido. Como sois unos imberbes y saltarines jovenzuelos igual ya no lo recordaréis, pero a principios de los 80 el mundo estaba al borde de la guerra nuclear (hasta Sting cantaba sobre ello).
Situación: principios de la década de los 80, aún dura la guerra fría entre EEUU y la URSS. La administración Reagan se descuelga de pronto con que EEUU está desarrollando un sistema de armas y contra armas láser dispuestas en satélites en órbita que haría obsoleto cualquier sistema de misiles soviético. A esto le llamaron Iniciativa de Defensa Estratégica, o Guerra de las Galaxias. Lo anunciaron calculadamente, sabiendo que los soviéticos estaban a punto de ver desmoronarse su sistema económico a causa de la carrera armamentística y que en la partida de póker internacional no podían igualar el envite. Pero era un gran farol, no había un sistema de armas semejante en funcionamiento y se tardarían aún muchos años en que algo parecido pudiera ser realizado, pero los soviéticos se lo tragaron todo.
Obviamente no fue el único motivo del fin de la URSS, pero está reconocido hoy en día que tuvo una gran importancia.
Conste que yo no creo en los OVNIS (sí en la capacidad de autosugestionarse del ser humano), pero hay una especie de teoría conspirativa sobre la supuesta obsesión de Ronald Reagan acerca de una hipotética invasión alienígena y las muestras que de ello mostraba en sus discursos."

Esto lo traduzco yo del enlace que nos da Beroy:

La obsesión de Ronald Reagan con una invasión alienígena

Los tabloides de Supermercado, esa rama extraña del periodismo sensacionalista americano, han hablado durante la mayor parte de la década sobre la fascinación de Ronald Reagan por cosas como la astrología y los extraterrestres. Se prestaba poca atención al asunto... después de todo, se publicaba en los tabloides y se supone que nadie en su sano juicio los cree. Pero la verdad se está volviendo más extraña que la ficción en el caso de Ronald Wilson Reagan y algunas de sus observaciones más curiosas.



Para empezar, se ha convertido en el primer Presidente de los Estados Unidos en hablar de la posibilidad de una invasión alienígena procedente del espacio, y lo ha hecho no una o dos veces sino en tres discursos. Reagan es también el único Presidente que yo sepa, que admitió - en un debate Presidencial en 1984 contra Walter Mondale - haber tenido "discusiones filosóficas" sobre el Armageddon en la Casa Blanca con algunos predicadores fundamentalistas bastante conocidos.

Y entonces se produjo la explosión de la astrología en la Casa Blanca, provocada por las declaraciones de Don Regan, que dijo que Nancy había consultado a menudo a astrólogos para organizar citas con el Presidente (...)

Los medios estaban teniendo un día de campo con horóscopos en la Casa Blanca cuando Reagan empezó a hablar sobre la posibilidad de que la Tierra se uniese contra una amenaza "de un poder del espacio exterior." Aunque la idea no era nueva para el Presidente, como pronto veremos, esta vez todo el mundo prestó atención. Más como una broma que como un pensamiento serio, de todos modos (...)

La primera manifestación del Presidente sobre sus habituales pensamientos acerca de "una amenaza extraterrestre" fue durante un discurso del 4 de Diciembre de 1985, en Fallston High School en Maryland, donde habló sobre su primer encuentro con el Secretario General Gorbachev en Ginebra. De acuerdo a la transcripción de la Casa Blanca, Reagan señaló que durante sus conversaciones privadas de 5 horas con Gorbachev, le dijo a Gorbachev que pensase, "lo fácil que serían sus tareas en estas reuniones si de repente hubiese una amenaza a este mundo por parte de otra especie de otro planeta del universo. Olvidaríamos todas las pequeñas diferencias locales entre nuestro países ..."



Salvo por uno o dos titulares, la gente no prestó mucha atención. Ni entonces ni luego, cuando el mismo Gorbachev confirmó la conversación en Ginebra durante un importante discurso el 17 de Febrero de 1987, en el Gran Kremlin de Moscú, al Comité Central del Partido Comunista de la USSR. Allí, enterrado en la pag. 7ª del 'Suplemento de la vida Sovietica,' decía:

"En nuestra reunión en Ginebra, el Presidente de EEUU dijo que si la Tierra afrontase una invasión extraterrestre, los EEUU y la Unión Soviética unirían fuerzas para repeler tal invasión. No discutiré la hipótesis, aunque creo que es pronto para preocuparse por tal invasión..." Nótese que Gorbachev no dice que sea una proposición increíble, sólo que es demasiado pronto para preocuparse por ello.

Reagan incluyó la "amenaza alienígena", no en un discurso doméstico, sino en una sesión plenaria de la Asamblea General de las Naciones Unidas. Al final de su discurso el 21 de Septiembre de 1987, el Presidente dijo que, "en nuestra obsesión con antagonistas del momento, a menudo olvidamos lo mucho que nos une a los miembros de la humanidad. Quizá necesitemos alguna amenaza exterior universal para que reconozcamos este lazo común. "A veces pienso," siguió Reagan, "lo rápidamente que nuestras diferencias en todo el mundo desaparecerían si nos enfrentásemos a una amenaza alienígena de fuera de este mundo. Y entonces, pienso "¿no hay ya una fuerza alienígena entre nosotros?" El Presidente ahora trata de retirar la última frase planteando una segunda pregunta: "¿Qué sería más alienígena para las aspiraciones universales de nuestra gente que la guerra y la amenaza de la guerra?"

Hay otra declaración similar, no oficial, de Ronald Reagan sobre este tema. En un almuerzo en la Casa Blanca entre el Presidente y Eduard Shevardnatze, durante la visita del último a Washington el 15 de Septiembre de 1987. Al final del almuerzo con Shevardnadze, Reagan preguntó qué pasaría si el mundo afrontase una 'amenaza alienígena' del espacio exterior. '¿No cree que los EEUU y la URSS estarían juntos?'. Shevardnadze dijo: “sí, absolutamente”.

(...) De hecho, más de un ufologista ha sugerido que el objetivo real detrás de "la guerra de las galaxias" -otra de las obsesiones cósmicas de Reagan - era la proyectada invasión ET y no los rusos. (...)

"Pero en el segundo link del otro comentario hay suficiente tema. Incluso se plantea la influencia real de las lecturas de comics de Reagan en su política. Se ha de leer."

Vuelvo a traducir del enlace que nos da Beroy:

En una entrevista con Mike Wallace:
---
Wallace: ¿Lees comics por la mañana?

Mr. Reagan: Sí.

Wallace: Spiderman es tu favorito - luego las páginas de deportes, y luego las cosas serias. ¿No?

Mr. Reagan: No, es de los comics a las cosas serias sin pasar por las páginas de deportes. No tengo tiempo ya para eso.

Hablando de Watchmen, aquí hay una cita de Ronald Reagan en 1985:

"No pude evitar decirle a Mr. Gorbachev lo fácil que serían sus tareas en estas reuniones si de repente hubiese una amenaza a este mundo por parte de otra especie de otro planeta del universo (...)"

Watchmen no se publicó hasta 1986, así que quizá Reagan estaba pensando en el final de ese episodio de Outer Limits, “The Architects of Fear,’ que tenía el mismo final. ¿Alguien sabe si llegó a leer Watchmen? De todos modos, eso suena como algo que un fan del comic soñaría.

Buck Rogers también estaba entre sus favoritos. ¿Fue ésta la fuente de la idea de los misiles defensivos de la 'guerra de las galaxias'? Cuando estaba investigando sobre el presidente, encontré una tonelada de editoriales de periódico que hacían referencia a las ideas 'tipo Buck Rogers' que Reagan proponía.

¿Recordáis el término que Reagan usaba para referirse a la URSS? La llamaba el ‘imperio del mal.’ Esta era una frase dura en la época, y los comentaristas y opositores políticos estaban aturdidos. Incluso algunos de sus amigos pensaban que se había pasado un poco. Pero no Reagan. Los llamaba como los veía, en su mente sólo había blanco y negro. Como en los comics que leíamos en esa época. En parte, la razón por la que la gente se sorprendió fue porque pintó un contraste tan severo entre ambos lados. Todo el mundo estaba tan acostumbrado a que los políticos fuesen comedidos, que llamar a la otra parte “malvada” sin rodeos era algo inaudito. Excepto en los comics, donde los chicos buenos gritaban “malhechores” en cada página.



Sí, los comics tuvieron un impacto en Ronald Reagan. En su posición de poder, ¿quién puede decir cuánto influyeron en sus creencias y acciones, y qué efecto tuvieron en la dirección del país?

Dan Lurie, un antiguo campeón de culturismo, pasó algún tiempo con el Presidente Reagan. Aquí está la parte relevante de la entrevista:

Pregunta: ¿Qué recuerdas de esa ocasión?

Respuesta: Me dijo "Dan, cuando era un crío solía leer todos tus anuncios en los comics." Yo dije, "Señor Presidente, ¿qué hacía leyendo comics?." Me dijo, "Todavía los leo."
....

"Reagan y Stan Lee trabajaron en la década de los 90 en un proyecto educativo destinado a los jóvenes.

Lo de imberbes y saltarines jovenzuelos es una broma, que nadie se ofenda. :-)"

11 comentarios:

Jaime Sirvent dijo...

Sencillamente me ha parecido alucinante, absolutamente todo. Desconocía la fijación de Reagan por las invasiones alienígenas, y también su afición por los cómics, no tenía ni idea. Ha sido muy interesante, por cierto me ha encantado lo de imberbes y saltarines jovenzuelos:), muy grande Beroy. Saludos.

J. M. Beroy dijo...

Grande Bruce, que se ha pegado un curro de traducción sencillamente increíble.

PAblo dijo...

Bruce,

Clap, clap, clap.

Llevas una serie de posts brillantísimos.

Impacientes Saludos.

Bruce dijo...

Gracias, la culpa es de Beroy...¡A por él!

Ismael de Tierra X. dijo...

Yo me lo pasaba muy bien de pequeño con Reagan en los Mortadelos. ¡Si hasta tuvo su propio tebeo!, pon la canción de la Trinca sobre la Guerra de las galaxias reganianas para redondear.
"¡Que los curas nos bendingan, San Reagan, el patrón del universo! Que en los juegos de pantalla, no falla, siempre gana el invasor.
¡No puede ser! ¡No puede ser, mis cinco duros otra vez vuelvo a perder!"
Yo pasé mucho miedo de pequeñito con todo esto, lloraba por las noches. Solo Eliade lo solucionó (beroyblog, en un link a una entrevista un cineasta menciona una peli de animación sobre lo nuclear que emitía la TVG por navidades durante sus inicios. También he visto el tebeo.).

Álvaro Pons dijo...

Yo cada vez tengo más claro que Moore "tomó prestado" el final de Watchmen a la idea de Reagan [http://www.lacarceldepapel.com/2009/02/11/calamares-y-titanics/]. El reaganismo imperante en los 80 era uno de los focos de su crítica (esa figura de Nixon/Reagan) y me parece extremadamente coherente y brutalmente sarcástico usar ese final... (aunque fuera de ese contexto, me sigue pareciendo... en fin).

Ismael de Tierra X. dijo...

Supongo que es lo más lógico esto del Reagan. Pero yo prefiero escurrirme hacia los cuentos de Mircea Eliade con sus referencias a los problemas gordianos, la mariposa gilgameshica china, la simbólica de la Bomba atómica, la memoria humana y las experiencias extáticas sobre el tiempo y el régimen sensorial mundano, los cambios en la modalidad corporal, la realidad trabajando para la libertad del espíritu, Plotino en salvaje, anámnesis, etc.
Recuerdo cuando me dio por volver a leer el Watchmen en 1996, por el calor o el tongo olímpico baloncestístico de aquel verano, antes de conocer el baile del Watchamen y de imaginar una posible trasposición telefílmica, fue llegar a ver la nieve y la cabeza se me fue a todas esas imágenes de contemplación de esqueletos. Sombras concentradas, huesos, renacimiento. Como las campanas de la peli de Akira pero en una sola palabra, ¡qaumaneq!

Bruce dijo...

Alvaro, esa entrada tuya se me había escapado. Hasta que Beroy lo mencionó no tenía ni idea de que Reagan estuviera tan...¿flipado? Aunque quién sabe la información que manejará el presidente de los USA.. nosotros no, desde luego.

Ismael.....Kowabunga!

Celestino dijo...

Una descripción perfecta del pasado....y del presente????....¿será verdad que cada 20 años pasan las mismas cosas????

J. M. Beroy dijo...

Hrm...Yo tampoco había leido esa entrada de La Carcel. Con lo contento que estaba, pensando que solo se me había ocurrido a mi y a mi habilidad googleando. ¡Buá! ¡Snif!
Por otra parte, flipado o no, Reagan fue uno de los mejores presidentes de EEUU...¡Me voy antes de que me tiren piedras! ¡adiós!

Osukaru dijo...

Gran post, Bruce!. Y gracias a J.M. Beroy por inspirar este tipo de entradas!.

Yo también desconocía el hecho de que Reagan estuviera tan perjudicado en ese aspecto.

Un saludo!.