jueves, 10 de julio de 2008

Bienvenidos a la cúpula del placer

"En Xanadú, Kubla Khan
mandó construir una imponente cúpula del placer

"In Xanadu did Kubla Khan
A stately pleasure-dome decree





Y del abismo hirviente y con fragores
sin fin, cual si la tierra jadeara,
hízose que brotara un agua caudalosa,
entre cuyo manar veloz e intermitente
se enlazaban fragmentos enormes, a manera
de granizo o de mieses que el trillador separa:
y en medio de las rocas danzantes, para siempre,
lanzóse el sacro río.

And from this chasm, with ceaseless turmoil seething,
As if this earth in fast thick pants were breathing,
A mighty fountain momently was forced :
Amid whose swift half-intermitted burst
Huge fragments vaulted like rebounding hail,
Or chaffy grain beneath the thresher's flail :
And 'mid these dancing rocks at once and ever
It flung up momently the sacred river.




La sombra de la cúpula deliciosa flotaba
encima de las ondas,
y allí se oía aquel rumor mezclado
del agua y las cavernas.
¡Oh, singular, maravillosa fábrica:
sobre heladas cavernas la cúpula de sol!

The shadow of the dome of pleasure
Floated midway on the waves ;
Where was heard the mingled measure
From the fountain and the caves.
It was a miracle of rare device,
A sunny pleasure-dome with caves of ice !





Un día, en mis ensueños,
una joven con un salterio aparecía

A damsel with a dulcimer
In a vision once I saw




Ved sus ojos de llama y su cabello loco!
Tres círculos trazad en torno suyo
y los ojos cerrad con miedo sacro,
pues se nutrió con néctar de las flores
y la leche probó del Paraíso".

Beware ! Beware !
His flashing eyes, his floating hair !
Weave a circle round him thrice,
And close your eyes with holy dread,
For he on honey-dew hath fed,
And drunk the milk of Paradise".





Imágenes: "Watchmen" de Alan Moore y Dave Gibbons (1986)
Texto: "Kubla Khan" (fragmento) de Samuel Taylor Coleridge, escrito en otoño de 1797 ó más probablemente en primavera de 1798.


Este post de Etrigan y un poema que me rondaba por la cabeza desde hace tiempo me han dado la idea para este post bastardo; toda la culpa es de Etrigan, pues.

3 comentarios:

Osukaru dijo...

1. P-Pero... ¿Como se os ocurren estos posts?. Son geniales.

2. Quiero aprender a dar puñetazos "made in Gil Kane", aunque sea con la derecha...

3. La muerte de Gwen es uno de esos cómics que te marcan de por vida, yo lo leí por primera vez hace 8 años y me quedé de piedra pómez ;)

J. M. Beroy dijo...

Me descubro ante la capacidad asociativa, la sensibilidad y la cultura tanto de Etrigan como de Bruce. ¡Y encima se retroalimentan!

Etrigan dijo...

Hijos bastardos de mentes alteradas por la magia imaginativa de lejanos gurús literarios alejados en el espacio/tiempo y condenados a ser admirados, sacralizados y recordados per eternitas. Causalidades/casualidades que nos sitúan en planos metafísicos más allá de la realidad que nos asfixia.