jueves, 25 de septiembre de 2008

Druuna


Druuna, personaje del dibujante y guionista Paolo Eleuteri Serpieri (1944, Venecia) es la heroína de la saga del mismo nombre, ambientada en un futuro indefinido y apocalíptico, que fue publicada en España por NORMA Editorial. La serie destaca por su violencia y sexo muy explícitos.



La saga se compone de ocho álbumes: “Morbus Gravis”, (1985); "Morbus Gravis 2: Druuna" (1987); “Creatura” (1990); “Carnívora” (1992); “Mandrágora” (1995); “Afrodisia” (1997); “El planeta olvidado” (2000) y “Clon” (2003).

14 comentarios:

FHNavarro dijo...

Nunca me gustó este tebeo, nunca.

Un saludo

J. M. Beroy dijo...

¡¡Que culo, pero que culo!!....Eeeh, a mi tampoco. Bueno, lo curioso es que si Serpieri no se empeñase en sacar el CULO (así, con mayúsculas) de la chica en cada maldita viñeta, igual el tebeo no estaría mal, porque el hombre dibuja muy, pero que muy bien. Por otra parte, ¿hubiera tenido tanto éxito si no fuera por el trasero de Druuna? ¿Me hubiera comprado yo el tebeo? Pueeees...

Jaime Sirvent dijo...

ayyyys, que buena pinta tieneeee. ¿Esto se puede encontrar o todavía o Norma lo ha descatalogado?.

Bruce dijo...

Yo lo he leído alguna vez, pero de ahí a comprarlo hay un trecho...

Bruce dijo...

Lo puedes encontrar pinchando en el enlace, Jaime

FHNavarro dijo...

Sí, demasiado culo. Jaime, mejor cómprate un Manara...

Un saludo

Bruce dijo...

Manara mola más, aunque sus guiones tienen más poco fuste..

Ismael de Tierra X. dijo...

La historia acaba cansando porque amasa y amasa freudismo hasta el final. No pasa de ahí, aunque al principio parecía dirigirse hacia el encuentro del anima y el animus con la lógica recreación de la sociatria amorosa que mediaría entre un grupo humano de soñadores despiertos hundidos en el aparente vacío de una ensoñación casi orgánica, en la que todo es carne, y una élite autoritaria y desmitificante de naturaleza científica-militar (lo eterno ante la temporalidad, religión esclerosada).
Carece de una representación fenomenológica de los pares sueño/realidad sensible, pero es mucho más eficaz que el bodrio de Matrix al oponer dos esferas sociales e históricas reales en vez de el revoltijo con olor a fritanga de la peli esa. Que utilice la figura de la mujer desnuda como llave/medio hacia la teofanía (un tanto cutrosa) es bastante para tirar abajo el tenderete montando por el engendrador del Matrix. De hecho, pagaría por ver al autor de esta historieta bailando sobre una pila de DVDs.

Ismael de Tierra X. dijo...

Hace menos de un año vi una montaña de estos álbums (¡mira que avise!), pero supongo que por el cierre de alguna librería más que por un saldo.

Juls dijo...

A mí un tiempo me dió por comprarme Zona84's de saldo y salía este comic por entregas.

Impresionantes dibujos, te ponías palote en dos segundos.

Bruce dijo...

Eso es lo que cuenta!

werewolfshow dijo...

Ejem, ejem... Testosteronas aparte, un poco truñete, este tebeo, ¿no?

Bruce dijo...

Siiiii...Hablar siempre de buenos tebeos sería muy monótono

J. M. Beroy dijo...

Es difícil mantener a raya a la testosterona cuando se toca el tema Druuna.