jueves, 6 de noviembre de 2008

V de Vendetta, cap.11: La Vorágine

"Él lo dejó allí. Estoy seguro. Quería que lo encontráramos. Para que conociéramos la historia."

Navidad de 1997: el cuerpo de policía del régimen totalitarista que gobierna Inglaterra -conocido como ‘la Nariz’- investiga los recientes ataques de V y encuentra una conexión con unos experimentos hormonales secretos que se hicieron en el Campo de concentración de Larkhill, entre 1992 y 1993. Dos de los administradores del Campo han sido ya asesinados por V, el tercero era la doctora Delia Surridge. La Nariz llega tarde para salvarla, pero en su diario encuentra un relato detallado de sus estudios patológicos durante su estancia en Larkhill y del origen de V.

1992: La doctora Delia Surridge que llega al Campo de concentración de Larkhill es una persona distinta. Sus experimentos inhumanos le parecen más importantes que los prisioneros de Larkhill, a los que llama su 'material de investigación'. Siente una fuerte aversión por ellos, le parecen débiles y patéticos. El experimento principal consiste en inyectar una nueva hormona y estudiar la evolución de los sujetos receptores. 4 docenas de prisioneros son inyectados; la hormona, entre otros efectos menos benignos, es capaz de convertir la piel de un hombre en polietileno o hacer que le crezcan 4 pezones extra.



En pocos días, el único superviviente de los experimentos con la hormona lote 5 es el ocupante de la habitación 5. La fuerza y reflejos del sujeto se ven incrementadas, aunque el proceso le vuelve loco a ojos de la doctora Surridge, que aún así encuentra su personalidad totalmente magnética. En la Navidad de 1993, el sujeto de la sala 5, gracias a su ocupación de privilegio como jardinero de Larkhill, se hace con los productos químicos necesarios para producir napalm y gas mostaza, consiguiendo escapar de su celda al liberarlos.



El hombre que se convertirá más tarde en el terrorista V, recibe desnudo un bautismo de fuego y lluvia y sale de Larkhill transfigurado para siempre.

10 comentarios:

Etrigan dijo...

¡¡¡Qué gran cómic!!!

Anónimo dijo...

El hombre que se convertirá más tarde en el terrorista V, recibe desnudo un bautismo de fuego y lluvia y sale de Larkhill transfigurado para siempre.


o mujer....

experimento 626

Bruce dijo...

Ni es mujer, ni negro.

Anónimo dijo...

¿?
expliquese abogado.

exp. 626

Bruce dijo...

No hay más que ver las últimas viñetas:
"And in the yard I saw HIM. HE had the flames behind HIM. HE was naked. HE looked at me."
Parece que la doctora tenía claro que era un hombre. En cuanto a lo de que no es negro, me baso solamente en la 3ª viñeta, en la que se le ve el lado derecho de la cara desde atrás y no parece de color (negro), de hecho su piel tiene el mismo tono que el de la doctora que está de frente a ÉL.

Anónimo dijo...

Protesto, exijo la misma ambigüedad en cuanto a sexo o raza que la otorgada a justicia encapuchada. Vd no sabe con quien se juega los cuartos abogado. le aeguro que voleveremos a vernos.
(mierdamierdamierdamierda)

atentamente

Exp. 626

Bruce dijo...

Bueno, quizá haya sido demasiado categórico.. (yo tambien quiero una discusión de 500 comentarios en mi blog)...

Anónimo dijo...

sus discusiones ( y que sea la ultima vez que hago felacion) no se miden por cantidad, si no por calidad.
Ademas es culpa suya que no haya discusiones, si no lo quedara todo tan clarito....;)

exp.626

Bruce dijo...

Lo que siempre me ha intrigado de esta doctora es que en Larkhill, V le pareciese muy feo. Pero cuando se descubre la cara la noche que la mata, le parece hermosa.
Ahí tiene que haber algo, pero no sé qué...

Bruce dijo...

Y ahora que lo pienso...¡Felaciones en 999! (Ya sabía yo que esto del blog tenía que servir para algo)