lunes, 14 de enero de 2008

ZOO. Las aventuras de Tristan Karma

Me llama la atención el hecho de que lectores con unos pocos años menos que yo no conozcan a José María Beroy, ya que para los lectores de comics de mi generación era la figura española más importante de la época (inicios de los 90), junto a Pasqual Ferry. A ver si dentro de la modestia de este blog podemos arreglar eso un poco...

El dibujante y guionista Jose María Beroy es uno de los miembros mas destacados de su generación. Siempre defensor de un estilo de "linea clara" -cuyo máximo representante es Hergé, y en España la Escuela valenciana, con Daniel Torres como principal valedor- limpio y fácil de captar, pero capaz de alcanzar un gran grado de detalle, un formidable uso de la perspectiva, que da a sus viñetas mucha profundidad visual y ningún miedo a la hora de experimentar con las angulaciones y puntos de vista.
Beroy mostró en las obras en las que hacía de guionista además de dibujante, una inclinacion por los temas fantásticos y oníricos. Conviene destacar también la profusión de elementos del cine o la literatura (como el cine expresionista alemán en sus primeras obras en b/n).

ZOO. Las aventuras de Tristan Karma -1990-

En este tomo se agrupan seis historias cortas con el nexo de los pintorescos clientes del bar del Zoo y su camarero mudo, Tristán (que da nombre al comic). Con un gran uso del color, Beroy relata una serie de historias fantásticas que hablan de la extinción de los animales y su malsana relación con la humanidad, que podrían encuadrarse dentro del realismo mágico, en las que lo fantástico yace dentro de lo cotidiano. También aquí hay sitio para la mitología, el espléndido cine de ciencia-ficcion de serie B de mitad del siglo XX o esa obra maestra que es "La mujer pantera" de Jacques Tourneur.

8 comentarios:

La Perse dijo...

No estaría mal que se recuperasen algunos de sus álbumes e historietas, ya que hoy en día son algo difíciles de conseguir en condiciones. Recuerdo que, además de lo que dices, en lo que coincido contigo, el uso del color era francamente impresionante.

Anónimo dijo...

Si Ferry tuvo su Octubre, Beroy tendrá su noviembre. Aunque yo preferiría algo nuevo, claro.
(Por cierto, el Octubre si que trae buenos extras y no el timo de los Absolutes.)
Ismael, el Tití Ribiera.

Osukaru dijo...

Aaaaah... "La mujer pantera"!. Que peli tan inquietante... Sin duda una joyita del cine clásico. Ejemplo claro de que un presupuesto ajustado se pueden hacer pelis interesantísimas. Esto era antes y hoy en día igual, pero menos. Una lástima...

JON OSTERMAN dijo...

Muy buen tebeo.
Lastima que en una época de vacas flacas mi vi obligado a malvender muchos de los albumes que publicó Norma en los 90, años en los que me alimentaba basicamente de comic europeo.

Jaime Sirvent dijo...

Osukaru, coincido con lo de La mujer pantera. Una película impresionante

J. M. Beroy dijo...

Voy a buscar la fregona, he dejado un charco de babas francamente desagradable. ¡Me trata usted demasiado bien, Bruce! :))

Bruce dijo...

¡Nobleza obliga! (no sé lo que significa pero siempre había querido decirlo) :D

Bruce dijo...

¡Ismael, únete a mí en los comandos beroyanos!
¡Un hombre, un Beroy!